AUSTRALIA, ¡QUÉ MANERA DE CAER!

Bulut lamenta una ocasión fallada FOTO: FIFA.com

Decepción ante algo irrebatible. No queda otra cosa que sentir una vez visto y repasado el encuentro que Australia, probablemente la selección que mejor juego intenta en el grupo C, perdió ante Costa Rica. En un grupo donde España gana por inercia, a los jóvenes ‘aussies’, que lamentarán toda su vida la ausencia de Leckie en un grupo que apuntaba a acariciar algo grande (quizás algo mejor que el cuarto puesto que consiguieron en las ediciones de 1991 y 1993), no les queda más que pedir clemencia al fútbol.

Soy de los que piensan, no obstante, que cada cual tiene lo que se merece. Y que en el fútbol ese tópico de “merecieron mejor suerte” no sirve para absolutamente nada. La suerte la merece el que dispara a puerta y acierta, no el que soba el balón, el que se atreve a irse arriba, el que ilusiona con combinaciones imposibles en tres cuartos de campo. Que fue lo que hizo Australia, y que a nadie le entusiasma porque el partido no terminó con goleada a su favor, lo que hubiera atraído los focos de los blogueros estivales del momento.

Costa Rica, cierto es, tiene en sus filas a Joel Campbell. No hay más. Quien intente vender lo contrario, no sólo sabe que miente, sino que además demuestra que no vio el partido. Se llevaron la victoria ante Australia con dos arrancadas del chico, por quien el Arsenal no luchó en vano. ¿Que podría convertirse después en un Carlos Vela de la vida? Es otro debate. Él solito se cargo a Australia con los golpes mortales, el segundo rebatiendo el empate ‘aussie’ un minuto después.

El partido se calmó hasta la segunda mitad, donde a Australia volvió a fallarle lo de casi siempre: competitividad, nervio. Bulut, Danning, Kantarovski de nuevo, Petratos. Todos jugaron a un altísimo nivel y ofrecieron muy buen fútbol durante varios minutos. Ni en defensa, donde Versleijen incomprensiblemente sentó a McGowan por Hamill (el hombre a ‘limpiar’ era Sainsbury, horrible ante Ecuador) hubo grietas.

Y como falló lo de siempre, queda encomendarse a lo de siempre. Ayudas, carambolas, rebotes. O bien Australia queda a la espera de un ‘favorcito’ de España en el último encuentro de la fase de grupos, o bien de pasar como mejor tercero de grupo, algo casi imposible si tenemos en cuenta su goal-average. Pero por soñar, que no quede…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s