UN AÑO DE HOLGER OSIECK

Hoy, 31 de agosto de 2011, Holger Osieck cumple un año al frente de la selección absoluta de Australia. Doce meses que han servido, entre otras cosas, para contrastar que pese a lo que Pim Verbeek se empeñaba en defender, la A-League sí tiene suficiente nivel como para nutrir al combinado absoluto con jugadores más que solventes1.

Osieck ha dirigido en este tiempo 15 partidos, de los cuales ha ganado 9 (el 60%), empatado 4 y perdido sólo 2 (el amistoso de noviembre de 2010 ante Egipto y la final de la Copa Asia contra Japón). Estos números, a priori fríos, son historia de la selección, ya que se ha convertido en el técnico con mejor porcentaje de victorias desde el mismísimo Terry Venables2, quien llevó Australia durante 23 encuentros entre 1997 y 1998, incluyendo aquella exitosa Copa Confederaciones del 97 en la que Bosnich, Viduka, Skoko, Kewell, Aloisi o Slater cayeron en la final 6-0 contra Brasil merced a sendos hat-trick de Ronaldo y Romario.

Entre los méritos de Osieck, además del de ir dando presencia a algunos jóvenes que parecían defenestrados para Verbeek (Nathan Burns o James Troisi a la cabeza), ha sido el de abrir sus miras más allá de Europa y captar a jugadores australianos perdidos en Corea o Japón, como es el caso de Sasa Ognenovski (ahora fijo en la zaga australiana, línea que comparte con Lucas Neill), o de Joshua Kennedy, quien a pesar de sus limitaciones casi siempre cumple con los ‘socceroos’.

Osieck, junto a su ayudante Tony Vidmar durante la victoria ante Gales (1-2)

Lo fácil, con estos números en la mano, sería pensar que en este año como seleccionador, Osieck se ha enfrentado a rivales menores con los que ha podido engrosar sus estadísticas sin pudor. Pero nada más lejos de la realidad: la aventura del técnico alemán en el banquillo australiano incluye victorias ante Polonia, Alemania o Paraguay, además del inolvidable 6-0 a Uzbekistán en semifinales de la Copa Asia. También se sacaron meritorios empates ante Serbia, Corea del Sur o Suiza, la única selección que batió a España en el pasado Mundial.

Australia arranca los partidos de clasificación para el Mundial de Brasil 2014 con un seleccionador de garantías y, sobre todo, carácter y valor para dejar fuera a los que considera que no están en disposición de ayudar al equipo. Así, ‘limpió’ de las convocatorias a jugadores como Kewell o Culina, indiscutibles para Verbeek y presentes por inercia en las primeras convocatorias (y equipos iniciales) de Osieck. Quizás su único ‘pero’ sea su falta de atrevimiento a dar la alternativa a jugadores más jóvenes, caso de Leckie (no convocado aún), o Kruse, a quien todavía mantiene fuera de la titularidad.

Sea como fuera, hay que felicitarle. Ni todos los años se cumple un año (?), ni a Australia se le recuerdan unas cifras así en los últimos 15. Por algo será…

_____________________________________________

1Verbeek se convirtió en el enemigo público número 1 de la A-League tras llegar a calificar de “inútil” la aportación de algunos de sus jugadores.

2Les Scheinflug tiene en la actualidad el 67% de victorias, si bien es cierto que dirigió menos encuentros (12) que Osieck. Estuvo en el cargo entre 1981 y 1983.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s