AUSTRALIA TIENTA A BECKHAM

Hace unos días, con motivo de la finalización de contrato de Beckham con LA Galaxy, los rumores sobre su futuro empezaron a apuntar en todas direcciones. Por supuesto, Australia fue de las primeras en sonar, toda vez se publicó que el jugador habría mandado a uno de sus hombres de confianza a tantear las opciones de jugar en la A-League. Al igual que ocurriera con Ballack y los Wanderers, opción que finalmente no cuajó y que terminó con el alemán retirándose y después conduciendo desorientado a más de 200km/h por Cáceres, en una operación de este calibre tiene mucho que decir la FFA, ya que actualmente el tope salarial de la competición lo marca Del Piero (dos millones de dólares australianos anuales) y además las posibilidades técnicas de incrustarle en un equipo concreto implicarían la revisión de algunos de los preceptos legales de la competición, sobre todo en lo referente a lo que a la categorización del jugador se refiere.

Apenas unas horas después de aquel texto, repicado por cientos de medios en todo el mundo, otro portavoz zanjó la historia comentando, literalmente, que Beckham no tenía planes de jugar en Australia. Sin embargo, apenas tres días después de aquel devaneo, la opción ha vuelto a resugir, y además lo ha hecho con un carácter que da que pensar que puede haber fumata blanca pronto. De primeras, ha coincidido que el jugador ha hecho oficial que no seguirá en la MLS (finaliza el 1 de diciembre, día de la final de copa) con que dos clubes de la A-League, Perth Glory y Melbourne Heart, se han posicionado para seducir al jugador. Los primeros tuitearon su intención: “The race is on”. Los segundos, a través de su CEO, han confirmado incluso que existe una oferta, lo cual considera “legítimo”, y además se muestra confiado, ya que considera que el jugador “valorará cada una” que le pueda llegar desde otros sitios.

De primeras, cabe destacar que en la actualidad tanto Perth como Melbourne Heart tienen cubiertas sus plazas de jugador franquicia, con Shane Smeltz y el brasileño Fred respectivamente: esto implica que, a primera vista, la única manera de llevar a Beckham a alguna de los dos equipos sería con un contrato de jugador invitado (máximo 10 partidos) como el que firmó en su día Romario, opción que además también podría resultar atractiva para el propio Beckham, ya de 37 años de edad, si lo que no pretende es atarse demasiado tiempo a un nuevo equipo. De todos modos, el CEO de la FFA, David Gallop, trabaja a destajo desde hace días para intentar encontrar la manera de atraer el jugador inglés a la A-League y así terminar de reventar toda la atención mediática que desde Europa y Asia ha llamado esta temporada con las llegadas de Heskey, Shinji Ono y, fundamentalmente, Alessandro Del Piero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s