JORNADA 6: RODÓ UNA CABEZA TRAS EL BIG BLUE

MELBOURNE HEART 4-1 BRISBANE

(Gerhardt 20’ Richar García 63’ Tadic 72’ Williams 75’ | Henrique 82’)

-Fin por la vía tremenda a la racha de tres derrotas consecutivas del Heart, que trasladó al Roar, quien ha terminado la jornada colista. Este 4-1 es la segunda mayor goleada de la historia del Heart en la A-League.

SYDNEY WANDERERS 1-2 NEWCASTLE JETS

(Gibbs 15’ | Griffiths 27’ Heskey 37’)

-Nueva Victoria convincente de los de Van Egmond, a domicilio ante un Wanderers que llegaba como un tiro y que además se adelantó en el marcador. Heskey resolvió antes del descanso; ya suma 5 goles en 6 partidos.

SYDNEY 2-3 MELBOURNE VICTORY

(Yau 14’ Bosschaart 48’ | Nabbout 78’ 90’ Archie Thompson 86’)

-Big Blue como los de antes, con todos los ingredientes: pasión, remontada y revelaciones. Fue ganando 2-0 el Sydney hasta el 78, cuando el Victory despertó vía Nabbout (20 años) que primero recortó y después ajustició. La derrota le ha costado el cargo a Ian Crook.

WELLINGTON 0-1 CENTRAL COAST

(McBreen 68’)

-De nuevo con suficiencia y por la mínima se impusieron los Mariners al Phoenix, que suma cinco partidos sin ganar. McBreen, autor del tanto, suma cinco con los que iguala a Heskey como máximo goleador.

ADELAIDE 1-1 PERTH GLORY

(Vidosic 49’ | Mehmet 43’)

-Entretenido empate entre dos que aspiran a estar arriba. Mehmet adelantó al Glory antes del descanso, tras el cual respondió Vidosic. El empate mantiene líder a los reds. Smeltz volvió tras su lesión (jugó 20 minutos).

BRISBANE, A 180′ DE UN RÉCORD HISTÓRICO

A-LEAGUE 2011-2012 / JORNADA 6

Domingo 13 de noviembre

  • BRISBANE 1-1 WELLINGTON

La gracieta de escribir sobre la racha y el mérito de Brisbane Roar en Australia ya ha trascendido lo mundano: porque el equipo de Postecoglou, con su empate ante el Wellington (que podemos considerar sin pudor un pinchazo en toda regla, ya que Wellington era el colista y venía de 3 derrotas seguidas) eleva el número de partidos invicto a 34, solo uno menos que los 35 que consiguió el club deportivo que ostenta el actual récord en Australia, el Eastern Suburbs de la liga de rugby de Sydney. Traducido al idioma de domingo por la mañana: Brisbane está a 180 minutos de hacer historia en su país, algo casi impensable hace dos temporadas, cuando el equipo vagaba por la A-League sin hacer demasiado ruido, a la sombra de otros grandes hoy venidos a menos.

El partido en el Suncorp Stadium de Queensland, disputado a horas intempestivas en España (7 de la mañana) rescató la autoestima de Wellington pero mandó un aviso a Brisbane, que lleva con ésta dos jornadas empatando. Y eso que se adelantaron en el marcador con un tanto de Besart Berisha, quien suma 7 en 6 partidos (494 minutos, un tanto cada 70’). El albanés, quien ya ha superado con creces su mejor temporada goleadora como profesional, camina a ritmo de récord, ya que todavía tiene 21 partidos por delante para hacer 10 goles e igualar la cifra de Van Dijk (17) la pasada temporada. Sin embargo, entre la literatura del récord y la hazaña, apareció un siempre combativo Wellington, que empató en el minuto 36 con un buen gol de Tim Brown, ese al que definí hace un par de años como ‘el Lampard neozelandés’, quien hizo su primer tanto de la temporada con el Phoenix, dando un puntito que sabe especialmente bien a los de Ricky Herbert en su lucha por salir de abajo.

Esta vez Berisha no fue suficiente

PRÓXIMA JORNADA (7)

GOLD COAST v MELBOURNE HEART

WELLINGTON v ADELAIDE

NEWCASTLE v BRISBANE

SYDNEY v CENTRAL COAST

MELBOURNE VICTORY v PERTH

VICTORY Y SYDNEY, ¿MEJOR SIN KEWELL Y EMERTON?

A-LEAGUE 2011-2012 / JORNADA 6

Sábado 12 de noviembre

  • PERTH GLORY 0-1 SYDNEY

Choque que juntó en las gradas a las dos aficiones probablemente más calientes de la A-League. A pesar de que la asistencia apenas rozó los 10.000 espectadores, ambos equipos ofrecieron un buen encuentro a los suyos, que se dejaron la garganta de principio a fin. Perth, que ha caído en  un desastroso bucle, llevó el peso atacante durante la primera mitad (26 centros al área), pero sucumbió ante la pegada de un Sydney que se adelantaría por medio de Mark Bridge y que aguantaría el resultado así hasta el final del encuentro, sumando los tres puntos por segundo encuentro consecutivo y aupándose al co-liderato, recuperando sensaciones que se creían extintas. La desesperación se adueñó al final de los locales, que tuvieron en la cabeza de Smeltz y las botas de Billy Mehmet la oportunidad de empatar, mandando al limbo ambas ocasiones. Perth, calcando la racha del Betis en la liga española, ya acumula 3 derrotas consecutivas tras ganar los 3 primeros partidos.

  • GOLD COAST 1-2 ADELAIDE

Este era un duelo en el que estaba en juego demostrar que se es equipo de playoffs más que de zona baja de la tabla, un reto que se llevó el United gracias a la rápida respuesta del joven Iain Ramsay, que contestó apenas dos minutos después del empate de Gold Coast con el 1-2. Caravella había adelantado a los reds en el 57, mientras que James Brown, con su cuarto gol de la temporada, se había encargado de poner el empate diez minutos después. El tanto de Ramsay, quien ya llamó la atención con algunas apariciones esporádicas la temporada pasada, dio los tres puntos a un Adelaide que llegaba ahogado al partido y que ahora ha hundido al Gold Coast, uno de los equipos que mejor fútbol hizo el año pasado, en la penúltima posición de la tabla.

Adelaide celebra el gol de Ramsay (1-2) FOTO: Getty

  • MELBOURNE HEART 3-0 NEWCASTLE JETS

Por fin llegó la primera victoria del Heart, tras dos jornadas coqueteando con los tres puntos. Y además llegó ante el Jets, que a pesar de su galopante irregularidad (ha alternado victorias con derrotas hasta hoy), llegaba 2º al partido. No fue hasta el 65’, cuando Fred batió a Ben Kennedy, cuando el Heart tradujo su dominio en goles, pero después de ahí, Newcastle fue una marioneta. Dugandzic después y Aziz Behich al final, redondearon un marcador contundente que saca al Heart del pozo y sigue instalando a los azulgrana en el más desesperante de los desconciertos.

  • CENTRAL COAST 0-0 MELBOURNE VICTORY

Sin Kewell, el Victory sacó un empate más o menos meritorio del Bluetongue si tenemos en cuenta que fue el Central Coast quien llevó el peso atacante durante la práctica totalidad del encuentro, a pesar de un par de coletazos peligrosos de los visitantes. Archie Thompson, en estado de gracia, estuvo demasiado fallón en el Victory, mientas que el neozelandés Marco Rojas, que volvía a la titularidad en lugar de Kewell, apenas aportó nada distinto. También debutó de titular el meta Lawrence Thomas (19 años), tras la expulsión en la pasada jornada de Ante Covic. No hubo lugar para el gol (no tuvo suerte Ibini-Isei), mientras Mustafa Amini volvió a tener minutos. Le está costando entrar, eso sí, en las alineaciones tras su lesión.